Inmigrar a los Estados Unidos es un proceso que tiene implicaciones profundas; frecuentemente conlleva un rearreglo de las vidas, esperanzas y sueños de individuos y familias.

Para el propósito limitado de esta discusión el autor va a abordar las siguientes preguntas:

  •  
  •  

 

  • Necesito un abogado de inmigración?
  • Cómo consigo un abogado de inmigración competente que pueda manejar “mi caso”, no que adapte mis circunstancias a un molde usado para otros clientes?
  • Cuánto cuestan los servicios de un abogado de inmigración?
  • Cómo sé si mi abogado de inmigración es bueno?

 

La inmigración es una de las áreas más complicadas de la ley en la jurisprudencia moderna.  En un artículo de 1998 del Colegio de Abogados Americano se constata que, a excepción del Código de Impuestos del IRS, no existe otro Código Legal más complicado, estratificado y graduado en el sistema legislativo actual que aquel usado en materia de inmigración. Por consiguiente, la inmigración es un proceso desafiante, que requiere de la creatividad, competencia y conocimiento de un practicante experto. En suma, usted necesita un abogado que lo vaya a ayudar a “navegar el laberinto”.

Actualmente existen no menos de 5 agencias que  manejan el sistema de inmigración de los Estados Unidos y hay decenas de otras agencias que están relacionadas periféricamente. Con nombres que suenan muy técnicos, como el DHS, CBP ó DOS, estas entidades van a jugar un papel crítico en su proceso inmigratorio.

Aunque muchas de las formas y documentos relacionados pueden, a simple vista, parecer relativamente fáciles de completar, aún si usted tiene éxito llenando por si mismo la aplicación, su falta de experiencia puede llevarlo a perder tiempo y dinero.  Si usted debe contratar un abogado posteriormente para “sanar” los errores, el daño puede estar ya hecho y la falta puede ser irreversible, costosa y, a veces, riesgosa. Además, un abogado contratado para corregir el trabajo de una aplicación previamente introducida, cobrará más por una labor que requiere pasos adicionales o una reparación en gran escala de los errores que existen en la aplicación  original.

 Un buen abogado de inmigración 1.) debe ser capaz de hablar su idioma, de manera de optimizar la comunicación, 2.) debe ser capaz de darle una evaluación transparente de su caso , y 3.) debe ser capaz de delinear las opciones basado en una consulta exhaustiva con usted y su cónyuge.

 Un error común en el proceso de inmigración es pasar por alto las habilidades y experiencia de ambos cónyuges, pues si bien el esposo puede ser un hombre de negocios exitoso, la esposa puede haber sido una actriz renombrada, que pudiera calificar en categorías alternativas, más ventajosas.

Existen una serie de factores a considerar al contratar a un abogado de inmigración. Con más de 7000 abogados de inmigración licenciados y cientos de “consultantes”, el proceso de decidirse por su abogado de inmigración debe ser exhaustivo.

El autor ha suministrado ciertos factores que son relevantes a esta decisión.

  • Ha sido el abogado disciplinado alguna vez por el Colegio de Abogados  del Estado, y tiene el abogado licencia para practicar?
  •  El/la abogado(a) ofrece  tarifas fijas ó cobra por hora? Provée un esquema de cómo se calcula la facturación?
  •  Es el abogado miembro de AILA, la Asociación  Americana de Abogados de Inmigración, asociación profesional dedicada exclusivamente a ley inmigratoria?
  • Tiene el abogado referencias sólidas en la comunidad y él/ella ha sido referido por un cliente satisfecho?
  • La firma del abogado practica exclusivamente en el campo de ley inmigratoria?
  • El abogado tiene una página web, usa email, sabe como hablar por skype y utiliza tecnología para maximizar la accesibilidad de las comunicaciones?
  • Cuál es la política del abogado en cuanto a devolución de llamadas ó emails?  Maneja el abogado las comunicaciones de una manera oportuna, receptiva?
  • Tiene el abogado experiencia con el tipo de visa que usted va a procesar?  Existen más de 20 clasificaciones de visas, áreas de la ley que tienen que ver con asuntos criminales, familiares y educacionales.  La mayoría de los abogados de inmigración están familiarizados con todas las áreas de la ley, pero es crítico que su abogado tenga experiencia con su tipo de caso y que haya tenido éxito en esta materia. La experiencia es la llave para “navegar en el laberinto”.

 

Aún cuando la información aportada no es completa, el autor espera que sea un punto de partida en su búsqueda de un abogado de inmigración competente que pueda ayudarlo a usted y a su familia a alcanzar sus sueños. 

Joshua P. Bratter, Esquire

BRATTER KRIEGER, LLP

*La información expresada aquí es únicamente la opinion del autor, y por consiguiente, la  información suministrada no debe ser interpretada como consejo legal, ni va a establecer una relación abogado-cliente.