En un mundo macro-cambiante, donde se espera que el agua sea un recurso críticamente escaso, que China se convierta en la mayor economía del planeta, y que los productos de las economías basadas en conocimientos proliferen en todo el mundo, la migración—muchas veces ignorada—va a tener una gran importancia en la medida en que los individuos se esfuercen por resolver situaciones políticas y económicas en sus países. Un ejemplo actual es España, donde el desempleo en la población general (eliminando el sub-empleo y empleo sombra) se  estima cercano al 24% y el desempleo entre la población joven ronda el 50%. La inmigración emerge como una de las consecuencias y soluciones de las crisis económicas.

El ser un inmigrante de alguna manera lo convierte a uno automáticamente en un emprendedor. Bien sea por necesidad o por oportunidad, un inmigrante deja su país de origen para buscar nuevos horizontes. (más…)